Buscar

Votar

Sin votos aún

Parita: destino colonial, histórico y turístico

28-07-2017

El distrito de Parita, un pintoresco poblado localizado en la provincia de Herrera, a 243 kilómetros de la ciudad de Panamá, es uno de los asentamientos más antiguos  del interior del país.

Su fundación se remonta al año 1558, cuando la Alcaldía  Mayor de Natá hace la liberación sistemática de indígenas y se funda  la Villa de Santa Elena, hoy pueblo colonial de Parita, mejor conocido como “Parita, tacita de oro”.

Parita es un excelente lugar para visitar y conocer de la historia de la península de Azuero, reconocido por su plaza colonial, caserones antiguos, artesanía, gastronomía, fiestas religiosas  y su emblemática iglesia: Santo Domingo de Guzmán.

La Plaza Colonial de Parita data del siglo XVI y  en la actualidad es el centro de la “Fiesta de Santo Domingo de Guzmán”, el 18 de agosto, día en el que se conmemora la  fundación del distrito, con diversas actividades y una solemne procesión que recorre  las principales calles de la comunidad.

Tres de las fachadas de la plaza están formadas por portales de casas de ladrillo, mientras que la cuarta fachada la forma la pared de la Iglesia de Santo Domingo de Guzmán.

La iglesia  fue construida en 1656, durante la colonia española y fue declarada monumento histórico nacional al igual que la plaza colonial por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO, por sus siglas en inglés).

Félix Quirós, folclorista e historiador, explicó que luego de fundada la Villa de Santa Elena, los colonos españoles inician con la evangelización de los nuevos pobladores, introduciendo a inicios del siglo XVII la imagen de Santo Domingo de Guzmán, patrono de Parita.

“Se piensa que antes de la fundación del pueblo lo que hoy es la plaza colonial sirvió como un cementerio precolombino. Con el trascurrir de los años la plaza se convirtió en  el escenario para diversas actividades sociales, comerciales y religiosas”, detalló.

En ella---la plaza colonial--- tuvieron su sede los mercados de esclavos africanos, quienes eran vendidos a los hacendados  de la región central de lo que hoy es la República de Panamá.

Hoy la plaza es escenario de las famosas corridas de toros que se realizan  en agosto durante las festividades de fundación  del distrito.  Las  casas coloniales han mantenido su arquitectura tradicional, gracias a las regulaciones municipales establecidas por el Municipio de Parita.

“Los pariteños somos muy celosos de nuestra historia y tradiciones, por eso conservamos intactos monumentos como la iglesia colonial de Santo Domingo de Guzmán, a la que se le han hecho restauraciones de piezas de su altar y del techo”, comentó Quirós.

Las fiestas carnestolendas, desfiles de carretas y el Corpus Christi,  evento religioso  que  acapara la atención de turistas nacionales y extranjeros también hacen de  Parita un sitio  único que invita a propios y extraños a conocer parte de la historia panameña.

Familias como los Girón, Pinilla, Luna, Poveda, por mencionar algunas, han establecido su hogar en estas tierras, cuna de destacados políticos, empresarios y artistas que han dejado sus huellas en la historia de Panamá como José Manuel Luna, el protagonista del Incidente de la Tajada de la Sandía,  un hecho violento ocurrido en la ciudad de Panamá el 15 de abril de 1856, en el sitio que actualmente ocupa el Mercado de Mariscos.

Un busto en honor a  Manuel Luna es parada obligada  para quienes visitan  el lugar. El incidente de la Tajada de la Sandía inicia cuando el estadounidense Jack Oliver, en evidente estado de embriaguez se negó a pagar cinco centésimos por un pedazo de  sandía que le había comprado al señor Luna. Este hecho genero en una trifulca entre istmeños y compatriotas de Oliver, que resultó en 16 muertos y 15 heridos estadounidenses y por lado panameño 13 heridos y 2 muertos.

El Parque Nacional de Sarigua es otro de los  atractivos de Parita, el cual cubre una superficie de 8.000 hectáreas  en lo que corresponde a áreas de ecosistemas marino y albima semidesértica. Este lugar que es visitado por científicos de todas partes del mundo, fue el sitio  de un importante asentamiento precolombino que data de 11,000 años de antigüedad, por lo que en este lugar  se han encontrado objetos de cerámica y artefactos de piedras. En 1979 Sarigua se declara como área de la protección de recursos naturales.

Las casas en Parita se diferencian de otras en la región  por estar construidas  sobre una plataforma elevada. Este modelo simbolizaba la posición económica privilegiada de las familias que establecieron su residencia en torno a la plaza.
Artesanos sobresalientes como  Darío López, cuya actividad es la de elaborar máscaras de diablicos  hacen de Parita un lugar muy concurrido por los amantes del arte, quienes adquieren su producto como  recuerdo  del lugar.

López comentó que gracias a su talento  ha viajado a diferentes partes del mundo, donde ha mostrado su habilidad artística, que hoy reconocen los países que ha visitado.

Parita, es un pueblo que atrae con cada detalle, porque está lleno de folclor, cultura e historia patria, de gente trabajadora y orgullosa de sus raíces.
 
 

Enviar nuevo comentario

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si usted es un visitante humano y para evitar el spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres que aparecen en la imagen.

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información
Aceptar