Su voto: Ninguno Promedio: 5 (1 voto )

Mendoza vive a pleno la temporada de vendimia

Por: TUR Noticias
Comida y buenos vinos esperan al visitante

Integrante de la región argentina de Cuyo, Mendoza es la principal productora de vinos del país y cuna del mejor Malbec. De enero a marzo, el territorio se viste de celebraciones diversas, con espectáculos y shows que tienen como broche de oro la Fiesta Nacional de la Vendimia. Bodegas industriales y artesanales invitan a participar de las cosechas.

En tierras mendocinas, distantes por más de mil kilómetros de Buenos Aires, el viajero aprenderá que con la llegada del verano el blanco de la nieve que cubre los picos de las montañas se convierte en el rojo intenso de los mejores vinos nacionales. Al menos así lo aseguran los enólogos que reciben al turista en esta región argentina de Cuyo, custodiada de cerca por la Cordillera de los Andes, que la separa del vecino país de Chile.

“Vendimias es Mendoza”, rezan como lema las agencias turísticas que ofrecen paquetes especiales para disfrutar este verano 2012 en los departamentos productores de cultivos de vid en la provincia. Un región integrante de la denominada Ruta del Vino en la Argentina, también conformada por destinos como San Juan, La Rioja, Catamarca, Tucumán, Neuquén y Córdoba.

Consagrada como Octava Capital Mundial del Vino, la provincia de Mendoza alberga 1.200 bodegas y elabora anualmente casi 10 millones de hectolitros de vino, lo que la convirtió en el centro vitivinícola más importante de Sudamérica. Dentro de los circuitos posibles, hay travesías en bicicleta, cursos de cata y durante los meses de enero, febrero y marzo, los viñedos invitan a ser parte de la tradición en la cosecha.

Las mejores tierras

Los departamentos de Luján de Cuyo, Godoy Cruz y Maipú -cercanos a la Capital-, poseen la mayor cantidad de bodegas abiertas al público. La Zona Alta del río Mendoza, es la preferida del Malbec, con alturas que van hasta 1.100 metros. El Norte es apto para los blancos frutados y tintos jóvenes. La parte más alta y fría es el Valle de Uco, donde los vinos logran gran acidez. En San Rafael, se erigen cavas de gran trayectoria con espumantes de reconocida calidad.

La elección del terruño ideal para cada línea es una de las preocupaciones constantes de las bodegas. Si bien las primeras producciones en la Argentina se dieron hace cientos de años en Santiago del Estero, posteriormente Mendoza se instaló como uno de los lugares más benéficos. El clima seco, las aguas de deshielo y la altura de los suelos fueron elementos de suma importancia.

El crecimiento del sector generó que importantes fincas rurales ampliaran sus instalaciones para ofrecer al turista un mejor y más completo servicio. Algunas disponen de hoteles exclusivos en las mismas viñas, como nueva alternativa ofrecen la vinoterapia, y a los recorridos básicos se suman museos, exposiciones de arte, almuerzos al aire libre junto a enólogos, cabalgatas, circuitos de mountain bike y cenas entre barricas de roble.

Una fiesta del pueblo

La temporada de vendimia es esperada durante todo el año por los productores de la región y, tal como sucede en otras partes del mundo, el período de cosecha se convierte en una fiesta para los pobladores, así como un atractivo turístico para los viajeros que buscan conocer en primera persona los procesos de elaboración de este líquido espirituoso que fue declarado “bebida nacional”.

El vino es un embajador de la Argentina en el mundo, tal como el dulce de leche, las carnes asadas, el fútbol y el tango. En Mendoza, la vendimia sintetiza creencias, mitos y costumbres de toda una región que desde hace 76 años decidió celebrar el trabajo y los buenos frutos de los cultivos, en una Fiesta Nacional que se extiende durante la temporada estival con festejos departamentales, espectáculos y desfiles urbanos.

El programa Verano Vendimia 2012 ofrece una agenda con actividades para toda la familia a través de los ciclos Cine en el Parque, Sólo los Niños, MendoRock, Semana Federal, Americanto, Jazz del Lago y los Carnavales, entre otros. Espectáculos que son realizados en su mayoría en el Parque General San Martín, en la ciudad de Mendoza, con entrada libre y gratuita.

La 76° Edición de la Fiesta se realizará bajo el lema “Te miro...Vendimia de Colores”: el 26 de febrero es la apertura oficial con la Bendición de los Frutos, cuando se agradece a Dios la cosecha y se da el clásico golpe de la reja; siguen la Vía Blanca y el tradicional Carrusel. La noche de cierre es en el Teatro Griego, construido sobre la falda de los cerros, que alberga a más de 40 mil personas, en la ciudad Capital.

Por los Caminos del Vino

En Mendoza hay empresas que trabajan con la más alta tecnología y también pequeños viñedos atendidos por sus dueños, dedicados a la fabricación artesanal. La mayoría de las bodegas se concentran en el departamento de Maipú, el Valle de Uco y San Rafael. Algunas opciones:

-La bodega López se ubica entre las clásicas de Maipú con más de 100 en manos de la misma familia. Ofrece un recorrido por las instalaciones y degustaciones, de lunes a viernes de 9 a 17, y sábados y feriados de 9.30 a 12.30. “Trabajamos en equipo, queremos que el visitante viva la experiencia del vino”, dijo Carolina Rosales, Relaciones Públicas de la empresa.

-La bodega Norton en el departamento de Luján de Cuyo, posee casi 700 hectáreas de superficie cultivada y cuenta con maquinarias europeas de última generación. La visita ofrece programas que incluyen clases de folclore y tango durante los atardeceres de la vendimia.

-En La Rural, propietaria de las fincas Maipú, Tupungato, Rivadavia y La Consulta, se encuentra el Museo Nacional del Vino y la Vendimia, en un viejo edificio estilo Art Noveau. “La ruta ofrece cosas diferentes, conociendo la cuna del vino y apunta a un viajero de alta gama”, resaltó Pilar Fontana, gerente de Relaciones Públicas de la empresa.

-Valentín Bianchi, situada en San Rafael, hace recorridos gratuitos cada media hora de lunes a sábados, con degustaciones y ventas de productos.

-Entre las primeras bodegas modelo, figura Trapiche desde 1912, en el departamento de Maipú, con un edificio inspirado en el antiguo Renacimiento italiano. Trabaja con una de las prácticas de agricultura más ecológicas y abre sus puertas de lunes a viernes de 9 a 17, y sábados, domingos y feriados de 10 a 15. “La propuesta es hacer un producto lejos de la masividad”, indicó Gastón Re, gerente del Centro de Visitas.

-Entre las más lujosas está Algodón Wine Estates, en San Rafael, donde además de la producción de vinos, hay una cancha de golf, un restaurante gourmet y un lodge de estilo rural. Las visitas de cortesía se realizan de martes a domingos de 10 a 16.

-Para conocer métodos artesanales, está la bodega Matices, en Colonia las Rosas, que trabaja grandes vinos complejos con personalidad; y Familia Antonietti, que invita a compartir una mesa familiar, y recorrer los olivos, la huerta y la granja.

-Trivento, una de las bodegas más jóvenes de Maipú con 20 años, abre sus puertas para mostrar al visitante lo último en tecnología, y las degustaciones se realizan en un salón con muestras de artistas nacionales contemporáneos. Rodrigo Lemos asegura que en Maipú “queremos dejar de ser un lugar de paso, a ser un destino turístico”.

-La bodega Salentein, en el Valle de Uco, ofrece un tradicional recorrido, y otros condimentos como un paseo por el complejo gastronómico y cultural Killka, o una estadía en su exclusiva posada con servicio personalizado. Entre los programas hay un tour de arquitectura y otro de arte, cabalgatas por la finca y la posibilidad de cocinar junto al chef.  

-En la región Centro, algunas de las bodegas con restaurante son Ruca Malen, Familia Zucardi, Lagarde y Belasco de Baquedano.
 

Enviar nuevo comentario

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si usted es un visitante humano y para evitar el spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres que aparecen en la imagen.